¿Cómo Cortar el Pelo a un Perro en Casa? – Guía PASO a PASO

Cómo cortar el pelo a un perro.

El cuidado del pelo de tu perro debe ser una prioridad en su salud e higiene. Determinados canes necesitaran un cepillado frecuente, mientras otros agradecerán un pequeño corte de vez en cuando. Toda la información sobre cómo cortar el pelo a un perro te la mostramos en este artículo.

Para muchos dueños el pelo canino es un misterio en el que no saben muy bien cómo actuar. Es algo lógico, puesto que ciertas razas de canes, a pesar de tener una gran cantidad de pelo, no necesitan que este sea cortado –todo lo contrario, es perjudicial para ellas-.

¿A qué razas de perros no podemos cortarles el pelo? En el caso de que sea posible, ¿cómo debemos hacerlo y con cuánta frecuencia? ¿Qué cuidados son necesarios aparte del corte? Te damos todas las respuestas para cortar el pelo a un perro sin complicaciones.

¿A QUÉ PERROS NO SE LES PUEDE CORTAR EL PELO?

Aunque en las épocas más calurosas del año queramos aliviar de las altas temperaturas a nuestro perro con un buen corte de pelo, lo cierto es que puede que le hagamos un favor o no, dependiendo de las características de su piel y de su pelaje.

Hay múltiples razas que, aunque parezca lo contrario por su voluminoso cabello, no necesitan corte alguno. En este tipo de casos hay que tener en cuenta que el pelaje, aparte de dar calor al can en invierno, protege la piel canina de los rayos ultravioletas en la época más calurosa del año. Es decir, ¡se trata de algo imprescindible en perros con la piel muy blanca!

Por ello, en muchas razas de perros, el hecho de cortar el pelo conllevaría múltiples problemas físicos y saludables nada recomendables. La opción principal en este tipo de canes es la del cepillado. Para comprobar cómo cepillar el pelo de un perro accede al siguiente enlace.

A continuación, te detallamos aquellos canes a los que nunca deberás cortarles el pelo:

– Perros con pelaje grueso y corto

Los canes que portan este tipo de pelo, suelen hacer una muda abundante en los meses primaverales. De esta forma, en la época de verano se quedan con un cabello más suave y menos denso con el fin de refrigerarse.

 Aquí te recordamos que la muda de pelo es uno de los motivos de la caída del pelo en tu perro.

Bajo ningún concepto el pelo de estos perros debe cortarse, ya que suelen tener pieles muy pálidas y sensibles a la acción de los rayos del sol. Eso sí, el cepillado en esta época del año será crucial para apartar de su cuerpo los pelos muertos que se vayan almacenando entre el resto del cabello.

Cuando lleguen los meses más fríos del año, la muda otoñal se encargará de devolver un pelo más fuerte al can, con el fin de protegerle del frío. Pertenecen a esta familia de perros razas como el Husky Siberiano, el Pastor Belga, el Alaskan Malamute, el Pastor Alemán o el Labrador, entre otros.

– Perros con pelaje largo y abundante

Tampoco es nada recomendable cortar el pelo a un perro de estas características. Es natural que los dueños que tengan un perro con pelaje de este tipo piensen en sus fieles compañeros cuando las temperaturas son elevadas.

El calor en perros con pelaje largo y abundante es inevitable, ya que es preferible esto a realizar un corte de pelo a los mismos.  ¿Por qué? Sin duda, porque cada vez que cortamos el pelo a los perros con este pelaje, sus hebras se van debilitando.

Con el paso del tiempo, nos empezaremos a dar cuenta de que el crecimiento del pelo ya no es natural y este ya no realizará su función correctamente. Por ello, lo recomendable es un cepillado diario y adecuado para este tipo de razas –para permitir que nuevas hebras crezcan-. Hablamos de canes como el Chow Chow, el Pomerania, el Spitz o el Golden Retriever, entre otros.

– Perros con un pelaje corto y grueso

No tendría ningún tipo de sentido que intentáramos cortar el pelo a un perro con un pelaje reducido. La cantidad de pelo que poseen es la justa para protegerse de los agentes externos como del sol, el agua o la nieve.

Por ello, canes como el Boxer, el Carlino, el Bulldog Inglés o el Bulldog Francés no exigen un corte del pelaje a sus dueños.

¿CÓMO CORTAR EL PELO A UN PERRO?

Si tu can no se encuentra dentro de los grupos de razas del apartado anterior, lo más probable es que tenga el pelo preparado para un pequeño corte. Las razas que entran en este apartado son Schnauzer, Coker, Tekel, Yorkshire, Bichón Maltés, Fox Terrier, Lhasa Apso, Shih Tzu, Caniche, Kerry Blue Terrier y Airedale Terrier, entre otras.

 Si tienes alguna duda, siempre puedes contratar nuestros servicios veterinarios y disponer de los mejores profesionales para que te aconsejen sobre cómo cortar el pelo a un perro.

Siempre debe ser un pequeño corte porque, en cualquier caso, los canes no deben perder nunca la totalidad del pelo, ya que es una parte fisiológica imprescindible para el animal. Por lo tanto, ¡en ningún caso debemos rapar a nuestra mascota!

– Pasos para cortar el pelo a un perro en casa

Una vez tenemos claro todo lo dicho, es hora de numerar los pasos a seguir para cortar el pelo de la mejor forma posible:

  1. Revisar al perro. El primer paso es explorar al perro para comprobar el estado de la piel y del pelaje. De esta forma, contemplaremos si tiene alguna garrapata o algún tipo de alergia. Descubre aquí cómo quitarle una garrapata a tu perro.
  2. Bañar al can. Limpiaremos el pelo del perro bañándole todo el cuerpo. Siempre emplearemos un champú específico para cuidar el pelo del cany para que este se quede en condiciones antes del corte. Tras la ducha, es hora de secar todo el pelo, bien con un secador especial para perros o bien con un secador normal. Después, lo cepillaremos para desenredarlo.
  3. Colocar al perro en una posición cómoda. Deberás elegir bien el sitio donde vas a cortar el pelo a un perro. Es importante sujetarlo bien, ya que cualquier movimiento puede acabar en una herida por corte.
  4. Comienzo del corte. En él recomendamos que se empleen unas tijeras y una máquina de cortar el pelo. Las tijeras las emplearemos para las zonas más delicadas y para recortar el pelaje más largo al comienzo, mientras que la máquina la utilizaremos cuando el pelo se encuentre más uniforme.
  5. Orden del corte. Una vez hemos recortado los brotes de pelo más largos del perro con la tijera, aconsejamos emplear la maquinilla para cortar uniformemente el cabello del animal (siempre en el mismo sentido del pelo). Primero se igualará la zona de las patas traseras y del lomo. Después el cuello, el pecho y las patas delanteras.
  6. Secar y peinar el pelo del can. Una vez ya acabado el corte, es hora de terminar de secar el pelo y de peinarlo correctamente. Se trata de una fase clave, ya que si no lo hacemos correctamente, los hongos podrán aparecen en la piel canina.

Por último, será el turno de la zona del vientre. Recordamos que todo este proceso también se puede llevar a cabo con tijera –nos tendremos que ayudar de un peine para medir el tamaño del pelo que recortamos-, aunque es un proceso mucho más laborioso y duradero.

Nos falta la zona de la cara y de los dedos. En estos casos, emplearemos únicamente las tijeras, ya que la máquina puede herir con mayor probabilidad a tu can (son zonas bastante sensibles).  No hace falta señalar que son áreas en las que deberás tener especial cuidado y prestar toda la atención posible.

CONSEJOS PARA CORTAR EL PELO A UN PERRO

Una vez ya tienes el proceso de cortar el pelo a un perro metido en la cabeza, en MASCOTA Y SALUD queremos darte una serie de consejos que te serán muy útiles antes de empezar todo este proceso:

  • Para empezar, es totalmente necesario que corrobores si el pelaje de tu perro es cortable o no. En este sentido, una mala decisión puede poner en riesgo la salud de tu can. Siempre que tengas dudas, recuera que puedes preguntarle a un veterinario cualificado de tu confianza.
  • Si tu perro tiene el pelo rizado y está mojado, es preferible comenzar con las tijeras, ya que la máquina puede enredarse en el cuerpo del animal y este puede resultar herido.
  • Para que el corte sea mucho más sencillo y fácil, puedes ayudarte de utensilios prácticos como pinzas para sujetar el pelo en determinadas zonas o vendas adhesivas para sostener las orejas o el flequillo del animal.
  • Las prisas y la desesperación no son buenas consejeras a la hora de cortarle el pelo a tu can. La paciencia debe de ser un ingrediente básico para que a tu perro no le pase nada malo mientras le cambias el look. ¡Tómatelo con calma y todo saldrá bien!
  • Si tienes un perro más inquieto de lo normal o, simplemente, no te convence mucho la idea de cortar el pelo a un perro, nuestro consejo es que acudas a un profesional para que sea él quien le recorte el pelaje. De esta forma, evitaremos daños físicos al animal y momentos de mucho agobio y desesperación.

¿CUÁNDO CORTAR EL PELO A UN PERRO?

Si tu perro tiene un pelaje preparado para el corte, te preguntarás cada cuánto tiempo debes repetirlo. Pues bien, las semanas o meses varían según la raza del animal y según la velocidad a la que le crece el pelo.

No obstante, este tipo de canes suelen pedir a gritos un corte de pelo de dos a tres veces al año, es decir, cada cuatro o cinco meses. La salud de tu mascota depende, en una parte importante, del cuidado que le des a su pelaje, así que no dudes en cortárselo cuando creas que es conveniente.

Para aportarle una gran dosis de salud a tu can, también te aconsejamos que confíes en los servicios veterinarios de MASCOTA Y SALUD, los cuales cuentan con más de 300 clínicas repartidas por toda España. ¡Puedes comparar tu seguro en el banner que te aparece a continuación!

¿Cómo Cortar el Pelo a un Perro en Casa? – Guía PASO a PASO
5 (100%) 1 vote[s]

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar