SinPis, el producto que soluciona los problemas de la orina en perros

Un químico asturiano, David Hevia, parece haber encontrado la fórmula para evitar nuestros animales de compañía orinen en fachadas y elementos del mobiliario urbano. Este producto -SinPis-, inocuo para las mascotas, provoca que los perros no orinen en los mismos lugares reduciendo con ello la corrosión y el deterioro de los elementos urbanos y además evita el empleo de sustancias químicas, como el azufre, sin cualidades repelentes y con un alto grado de toxicidad medioambiental.

Desde hace un tiempo el incremento del número de mascotas en las ciudades ha provocado que muchos ayuntamientos hayan declarado la guerra a las deposiciones caninas, llegando incluso a poner en marcha bancos de ADN perruno para identificar a los propietarios que no las recojan de la forma adecuada.

En el mismo sentido el orín canino supone también un quebradero de cabeza para muchas corporaciones municipales, comercios y comunidades de vecinos, dadas sus propiedades corrosivas y malos olores, para lo cual se exige que los dueños de perros lleven botellas de agua para limpiar en lo posible los orines de sus mascotas.

Con el fin de evitar este tipo de situaciones hasta hace poco tiempo era frecuente que algunas personas rociasen el entorno de sus casas o las piezas de mobiliario urbano con productos tan nocivos como el azufre. La mayor parte de las veces las sustancias empleadas no tienen ninguna acción repelente y por el contrario sí que pueden provocar situaciones de contaminación medioambiental e intoxicaciones en mascotas.

Con el objetivo de solucionar de forma saludable los problemas derivados del orín canino, el químico asturiano David Hevia ha puesto en marcha una empresa, Diecolpet, que ha desarrollado un novedoso producto “antiorines” que resulta inocuo para la salud de los animales y que nos ayuda en la lucha contra el deterioro del entorno urbano.

La primera idea de David Hevia fue interesarse por los repelentes que se comercializan en el mercado y que disuaden a nuestras mascotas a la hora de orinar en aquellos lugares donde se aplican los repelentes, pero consciente de la toxicidad de muchos de estos productos el siguiente paso fue montar un pequeño laboratorio donde comenzar a probar fórmulas con las que lograr una solución química que capaz de poner fin al problema del orín canino y que a la vez no ponga en riesgo el bienestar de nuestros perros.

De esta manera nació “SinPis”, un producto que al ser diluido en agua se puede pulverizar sobre cualquier superficie (tela, madera, metal, plástico, etc) disuadiendo a los perros de orinar en ese punto y eliminando con ello los problemas de corrosión, manchado y malos olores.

Dejar un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar