Boyero de Berna

boyero de berna

CARACTERÍSTICAS DEL BOYERO DE BERNA

CARÁCTER: TRANQUILO
PESO: + 40 KG (ADULTO)
ESTATURA: 58 - 70 cm (ADULTO)
VIDA: 8 - 10 AÑOS
ACTIVIDAD FÍSICA: MEDIA
SALUD: DELICADO

FÍSICO DEL BOYERO DE BERNA

Tal y como se puede contemplar a simple vista, el Boyero de Berna es uno de los canes más grandes. La musculatura potente está presente en todas las zonas de su cuerpo, permitiéndole contar con una fuerza que pocas razas pueden igualar. Esto es evidente en el pecho, el vientre, el lomo y las propias patas del animal.

La contundente cabeza del Boyero de Berna tiene un cráneo bien marcado y cuenta con un hocico rectangular de grandes dimensiones. Las orejas están compensadas con el tamaño del cuerpo y se muestran caídas. Los ojos del animal son abiertos pero pequeños, y se camuflan con los tonos oscuros que posee el animal en esta zona. La trufa negra está más compensada con la cabeza y sobre ella, se localizan unos belfos compactos y una gran boca.

Esta raza, aparte de por su tamaño, destaca por el extenso pelaje que sustenta de tonos negros, blancos y marrones, el cual le aporta una apariencia noble y elegante. Dicho manto de pelo está dividido en dos capas: una larga y sedosa, y otra corta y gruesa. Ese pelaje es contundente en todo el cuerpo del can, también en la larga y gruesa cola que el Boyero de Berna posee.

ALIMENTACIÓN Y DEPORTE

Como toda raza de perros grande, el Boyero de Berna exige una alimentación abundante rica en vitaminas, minerales, hidratos de carbono y grasas. Los cartílagos y las distintas articulaciones de este can agradecerán una dieta correcta y recomendada por un veterinario profesional.

Con esta raza hay que tener mucho cuidado con las cantidades, puesto que tiende a comer más de lo necesario y esto puede acarrear problemas a corto plazo como el sobrepeso. Para que esto no ocurra, aparte del equilibrio alimenticio, será clave el ejercicio físico diario y repartido en varias tandas, factor que permitirá quemar las calorías precisas ingeridas en cada comida.

COMPORTAMIENTO

Es complicado que un perro sea tan cariñoso y tan fiel como un Boyero de Berna. Este can tiene un carácter simpático, amable y sosegado, factores que lo convierten en un can muy familiar. Tiene una relación muy especial con sus dueños, pero, sobre todo, con los niños de la casa. ¡Su paciencia y sus ganas de jugar permiten que los más pequeños de la casa tengan en el Boyero de Berna un compañero ideal!

Son canes muy sociables, lo que significa que siempre deben estar acompañados de humanos para interactuar con ellos. De lo contrario, los problemas de ansiedad y de depresión podrán ser una realidad.

En líneas generales, el Boyero de Berna tolera la convivencia con otros perros e incluso con gatos. Por último, hay que destacar que esta raza es una gran protectora de los suyos y de su hogar, ¡por lo que no tardará en ladrar si nota algo extraño a su alrededor!

Perro boyero de berna caminando

SALUD DEL BOYERO DE BERNA

El Boyero de Berna no se libra de determinadas enfermedades que la mayor parte de razas de perros grandes padecen. La displasia de cadera o la displasia de codo son dos problemas que tarde o temprano aparecerán en la salud de este perro, provocando complicaciones de movilidad.

En cuanto a problemas digestivos, la torsión gástrica será una de las enfermedades más comunes que puede poner en grave riesgo la salud del can. Además, en los últimos años, viene siendo más habitual que esta raza padezca determinados tipos de cáncer de carácter agresivo, factor que no ha impedido que la esperanza de vida del Boyero de Berna haya ascendido de los ocho años a los diez años de media.

HISTORIA

Sus antecesores se remontan a la época romana hace más de 2.000 años. Cuando el Imperio Romano invadió la zona suiza conocida como Helvetia, se produjeron numerosos cruces entre los mastines romanos y determinadas razas de perros pastores que habitaban ya en esa zona.

Gracias a esta diversidad de uniones, surgió una raza de gran tamaño con un pelaje contundente que le permitía aguantar las bajas temperaturas de los Alpes. Su gran tamaño le posibilitó llevar a cabo diversas funciones desde que la raza se afianzó en la región suiza de Berna: perro pastor, perro guardián y perro de tiro (tirando de carros para desplazar todo tipo de mercancías).

CURIOSIDADES

La enorme inteligencia y la evidente polivalencia del Boyero de Berna han provocado que este can hoy en día no solo sirva como animal de compañía. Determinados organismos oficiales suizos emplean a este can como perro de salvamento. ¡Este perro es todo un héroe!

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar