Scroll Top

Radiografía Veterinaria en Perros: Qué se ve y Cuánto cuesta

Si hablamos de radiografías, lo hacemos de una herramienta indispensable en la medicina veterinaria, ofreciendo una ventana invisible al interior de nuestros amigos caninos. Ya sea para diagnosticar una lesión, revisar la progresión de una enfermedad o asegurarse de que un tratamiento está funcionando adecuadamente, las radiografías pueden proporcionar información vital acerca de la salud de tu perro.

radiografía veterinaria

Exploramos cómo se realizan las radiografías en perros, qué problemas pueden detectar y cómo prepararte para una visita al veterinario que incluya este procedimiento diagnóstico.

Precio de una Radiografía simple para clientes de Mascota y Salud que han contratado cualquiera de los productos que incluya la Asistencia Veterinaria: 24,20 euros. Radiografía doble: 39,93 euros.

Las radiografías, o rayos X, son una forma de radiación electromagnética que, al igual que la luz visible, puede atravesar objetos y registrar imágenes de estructuras internas. En el contexto veterinario, las radiografías se utilizan para observar los huesos, los órganos y otras estructuras internas de los perros, proporcionando una imagen invaluable que no podría ser observada de otra manera.

radiografía en clínicas

Este tipo de imágenes es crucial para diagnosticar desde fracturas óseas hasta enfermedades cardíacas, pasando por problemas gastrointestinales y otras condiciones internas. Las radiografías permiten a los veterinarios tomar decisiones informadas sobre el tratamiento más adecuado y seguir de cerca la respuesta del animal al mismo.

clínica veterinaria radiografía

Preparar a tu perro para una radiografía generalmente es un proceso sencillo, pero esencial para asegurar la calidad de las imágenes obtenidas. Aquí te explicamos qué puedes esperar y cómo puedes preparar a tu mascota para este procedimiento:

precio radiografía
  1. Ayuno: Es probable que el veterinario te pida que tu perro ayune durante un cierto período antes de la radiografía, especialmente si se van a examinar áreas como el abdomen. Esto reduce la posibilidad de que el estómago lleno obstruya la vista de otras estructuras importantes.
  2. Tranquilidad: Dependiendo de la disposición y el estado de salud de tu perro, el veterinario podría recomendar un sedante o anestesia para mantenerlo quieto durante el procedimiento, asegurando que las imágenes no salgan borrosas por los movimientos del animal.
precio radiografía perros

Las radiografías son un procedimiento seguro y no invasivo que se realiza regularmente en prácticas veterinarias.

Este procedimiento es generalmente seguro para los perros y son una herramienta diagnóstica comúnmente utilizada en la medicina veterinaria. Sin embargo, aquí hay algunos aspectos que los dueños de mascotas deben considerar:

radiografía animales
  • Exposición a la radiación: Aunque las radiografías involucran exposición a la radiación, la cantidad es generalmente baja y se administra de manera controlada para minimizar cualquier riesgo. Los beneficios de diagnosticar y tratar problemas de salud potencialmente graves superan con creces el riesgo mínimo de la exposición a la radiación.
  • Uso de sedación o anestesia: En algunos casos, especialmente si el perro está dolorido o es probable que se mueva, puede ser necesario usar sedación o incluso anestesia general para obtener imágenes claras y precisas. Esto puede conllevar riesgos adicionales, especialmente para perros mayores o aquellos con ciertas condiciones médicas preexistentes. Sin embargo, estos riesgos son generalmente muy bajos cuando el procedimiento es realizado por un veterinario competente.
  • Manejo profesional: Los veterinarios y técnicos están bien entrenados en el uso de equipos de radiografía y toman todas las precauciones necesarias para asegurar la seguridad tanto del animal como del personal durante el procedimiento.
radiografía hueso

Las radiografías son seguras para los perros y proporcionan información valiosa que ayuda en el diagnóstico y tratamiento de diversas condiciones médicas. Si tienes preocupaciones específicas sobre la salud de tu perro o los riesgos asociados con las radiografías, es mejor discutirlas directamente con tu veterinario.

Una radiografía en perros puede revelar una variedad de detalles internos que son cruciales para diagnosticar y monitorear numerosas condiciones de salud. Aquí hay una descripción de lo que típicamente puede verse en una radiografía canina:

  • Huesos: Las radiografías son especialmente útiles para examinar el sistema esquelético. Pueden revelar fracturas, dislocaciones, signos de enfermedades óseas como la osteoartritis, y otras anomalías en la estructura ósea como tumores óseos o deformidades congénitas.
  • Articulaciones: Estas imágenes ayudan a evaluar la condición de las articulaciones, detectando cambios artríticos, problemas en los ligamentos, o condiciones como la displasia de cadera y codo, comunes en algunas razas de perros.
  • Órganos torácicos: En el tórax, las radiografías pueden mostrar los pulmones, el corazón y los grandes vasos sanguíneos. Esto es útil para identificar neumonía, insuficiencia cardíaca congestiva, tumores y otras condiciones como el ensanchamiento de los vasos o líquido en los pulmones.
  • Abdomen: Las radiografías abdominales pueden visualizar el estómago, los intestinos, el hígado, el bazo, los riñones y la vejiga. Se utilizan para detectar cuerpos extraños, tumores, obstrucciones, cálculos en la vejiga o riñón, y otros problemas digestivos o de los órganos internos.
  • Cavidades del cuerpo: Además, estas imágenes pueden ayudar a identificar la presencia de aire o líquido en las cavidades del cuerpo que no deberían estar presentes, lo cual puede ser indicativo de varias enfermedades o traumas.
  • Gestación: En perras embarazadas, las radiografías pueden usarse en las últimas etapas del embarazo para evaluar el tamaño y la posición de los cachorros, aunque generalmente se prefieren otros métodos de imagen como la ecografía para no exponer a los fetos a la radiación.
radiografía huesos

Las radiografías proporcionan una herramienta valiosa para el diagnóstico rápido y efectivo, permitiendo a los veterinarios obtener una imagen completa de la salud interna de un perro, lo que es crucial para el tratamiento y la intervención médica adecuados.

Una radiografía doble, también conocida como radiografía con doble proyección o doble vista, implica tomar imágenes desde dos ángulos diferentes, comúnmente ángulos ortogonales (por ejemplo, vistas lateral y ventrodorsal). Este método es muy útil en la medicina veterinaria para obtener una imagen más completa de la anatomía y las posibles patologías de un animal. Aquí te explico cómo funciona este proceso:

Antes de realizar una radiografía doble, el animal usualmente necesita estar bien preparado. Esto puede incluir ayuno para ciertos estudios abdominales y, en algunos casos, sedación o anestesia para asegurar que el perro permanezca inmóvil y no sufra durante el procedimiento. Esto es especialmente importante porque cualquier movimiento puede desdibujar las imágenes y hacerlas menos útiles para el diagnóstico.

radiografía raza de perro Jack Russell

El técnico o el veterinario posiciona al animal en la mesa de radiografía. Para una radiografía doble, se toman al menos dos imágenes:

  • Vista lateral (lateralidad): El perro se coloca de lado. Esta vista es útil para examinar estructuras como el tórax y el abdomen, permitiendo ver la altura y profundidad de los órganos.
  • Vista ventrodorsal o dorsoventral (superior-inferior): En esta proyección, el perro puede estar acostado sobre su espalda o su estómago. Es esencial para evaluar la simetría de la estructura esquelética y la disposición de los órganos.
radiografía perro

El equipo de rayos X se ajusta para cada ángulo y se toman las imágenes. La máquina emite una cantidad controlada de radiación que atraviesa el cuerpo del animal y llega a un detector o película detrás del mismo, creando así la imagen.

Las dos imágenes proporcionan perspectivas diferentes de las mismas estructuras. Esto es crucial para un diagnóstico preciso porque algunas condiciones o lesiones pueden no ser visibles o claras desde un solo ángulo. Por ejemplo, una fractura podría ser obvia en una vista lateral pero no en la vista ventrodorsal, o viceversa.

radiografías en clínicas

Se toman precauciones estrictas para proteger la salud del animal y del personal durante este procedimiento. El uso de delantales de plomo y otros protectores contra la radiación es estándar para minimizar la exposición innecesaria.

La radiografía doble es una herramienta de diagnóstico invaluable en veterinaria, ya que mejora significativamente la capacidad de evaluar y diagnosticar condiciones médicas complejas en animales, proporcionando vistas múltiples que pueden ser esenciales para un tratamiento efectivo.

radiografías de perros

En el ámbito veterinario, las radiografías deben ser realizadas por profesionales debidamente capacitados y licenciados para garantizar tanto la seguridad del animal como la calidad del diagnóstico.

radiografías veterinaria

Las instalaciones de radiología de las clínicas veterinarias deben ser dirigidas por un veterinario titulado que además debe disponer del título de Director de Instalaciones de Radiodiagnóstico, homologado por el Consejo General de Industria y Energía Nuclear.

Dejar un comentario