Scroll Top

Roscoe, el bulldog famoso en el paddock de la F-1

En 2013 Lewis Hamilton comenzó a llevar a su perro Roscoe a los Grandes Premios de F-1 y desde entonces este bulldog se ha hecho famoso en el paddock, por donde pasea libremente y recibe el cariño de pilotos, equipos y aficionados. En su cuenta de Instagram el perfil de Roscoe tiene 528.000 seguidores y su caché por participar en campañas publicitarias es de 700 dólares diarios. 

No es nada fácil poder acceder al paddock en los Grandes Premios de F-1, una zona totalmente restringida y donde a parte de pilotos, mecánicos y los integrantes de los diferentes equipos, tan sólo pueden entrar medios de comunicación acreditados, sponsor, VIPs y Roscoe. 

¿Quién es Roscoe? El perro del piloto británico Lewis Hamilton se ha convertido en uno de los personajes habituales en el paddock de la F-1, tanto que su dueño ha decidido colocarle una cámara para que Roscoe nos muestre cómo es por dentro el “”circo” de la F-1 visto desde la perspectiva de un perro.  

El resultado de la experiencia es un vídeo que Lewis Hamilton ha subido a la cuenta de Instagram de Roscoe -@roscoelovescoco- y en el que podemos ver a este bulldog paseándose tranquilamente por el paddock del GP de Gran Bretaña, entrando en el motorhome del equipo Mercedes, saludando a los pilotos de la F-1 y recibiendo el cariño de los muchos fans de Lewis Hamilton. 

La primera vez que Roscoe pisó un circuito de carreras fue en 2013, aunque lo más sorprendente de la historia es que los perros tienen prohibida su presencia en los paddock de la F-1. A Roscoe y a su dueño esta prohibición parece no importarles demasiado, quizá porque se trata de un perro tan especial y tan famoso que incluso cuenta con una acreditación oficial de la FIA. 

En la biografía de la cuenta de Instagram de Roscoe, que es actualizada periódicamente, se puede leer: “Soy un bulldog vegano al que le encanta viajar, jugar a la pelota, el tenis, el frisbee y recibir la atención de todas las chicas”. Y en las imágenes Roscoe aparece junto a Lewis Hamilton y un montón de aficionados fotografiándose en circuitos de todo el mundo. 

Roscoe cuenta en Instagram con nada menos que 528.000 seguidores e incluso como buen famoso que es tiene contrato con una agencia que se encarga de negociar sus derechos de imagen. El caché de este bulldog es de 700 dólares diarios por participar en campañas publicitarias y su agenda de trabajo anda bastante ocupada gracias a la fama de Roscoe en redes sociales.

No te pierdas la historia de otras mascotas que se han dado a conocer por alguna experiencia viral relacionada con el ámbito público que hemos compartido, como Larry, Stepan

Y consulta las características de esta increíble raza:

Dejar un comentario